Los mejores meses para festejar tu boda en la playa

Por Montserrat Castaneira

Planear una boda en la playa no es tarea fácil, suena original y divertido, pero resulta un reto difícil el superar varios obstáculos como el que todos tus invitados puedan asistir, planear varias cosas a distancia y sobre todo el tener que lidiar con el calor, deshidratación, mosquitos y otros detalles propios del clima tropical.

Es por ello que te damos algunas ventajas y desventajas de cada mes y época del año para dar el Sí! frente al mar.

Generalmente las bodas se realizan los fines de semana, y los meses de mayor demanda para realizar bodas en la playa son variados dependiendo de sus características climáticas.

 

Enero y Febrero, son los meses con un estado del tiempo excelente, ya que cuentan con días y noches muy frescas. El único inconveniente es el alto índice de turismo extranjero, lo que puede afectar tus planes al momento de reservar habitaciones en días posteriores a la celebración de año nuevo y días después del 14 de febrero. Por eso es recomendable planear con anticipación esos detalles si deseas realizar tu boda en estos meses.

En Marzo y Abril el clima es idóneo para una boda, se tiene el puente del 21 de Marzo y facilita la asistencia de tus invitados, sin embargo es recomendable evitar fechas de Semana Santa, pues hay mucha actividad turística lo que hace difícil encontrar espacios, proveedores, hoteles con habitaciones para tus invitados y la iglesia no realiza servicio de bodas en esas fechas. Pero si tu idea es hacer algo sencillo seguramente puedas encontrar  buenas opciones que se adapten a tus necesidades.

 

  

Mayo es un mes de mucha demanda para las bodas por su clima que sigue siendo muy agradable y por el puente del día 5. Por el contrario Junio deja de ser buena opción, ya que el calor aumenta drásticamente y es desfavorable para la comodidad de los novios e invitados.

Julio y Agosto son meses lluviosos, por lo que no es recomendable planificar una boda en estos meses, todavía en julio podrías lograr una boda perfecta, pero la probabilidad de lluvias es alta.

Septiembre definitivamente no es un mes para realizar bodas, principalmente porque el calor es sofocante, las lluvias son muy intensas y es época de huracanes. Sin embargo todas esas desventajas traen consigo precios muy bajos y amplia disponibilidad de lugares para realizarla, pero es difícil concebir una boda en tales condiciones.

Octubre y Noviembre retoman el buen clima, son meses en los cuales el calor y las lluvias comienzan a ceder. A principios de octubre el auge de las bodas comienza a retomarse. Noviembre es un mes lleno de bodas en la playa por su puente del 20, pero debes de considerar la alta demanda de espacios para esas fechas, sin embargo el clima es el idóneo para una boda de ensueño.

Y llegamos a Diciembre! el mejor mes y el predilecto para realizar bodas en la playa,  ya que las condiciones climáticas son excelentes. El único inconveniente es que se atraviesan las fiestas decembrinas y los precios aumentan debido al alto índice de turismo, generando muchos inconvenientes de alojamiento de los invitados. Recuerda que en éste mes y a lo largo de todo el año el único obstáculo realmente importante es no planear tu ceremonia con anticipación.

 

Una boda en la playa es el sueño de muchas, y puedes hacer que ésta sea perfecta tomando en cuenta los consejos que te acabamos de dar. Es tu boda, disfruta al máximo!